martes, 5 de julio de 2016

Watch the Med


Mussie Zerai nació en Asmara, capital de Eritrea, en 1975. Muy pronto quedó huérfano de madre y padre.
Su infancia transcurrió entre bombas, debido a la guerra de independencia que entonces sufría Eritrea.
Tras la independencia de su país pero con una dictadura criminal instaurada, Mussie decidió escapar y ponerse a salvo en Italia. Allí profesó la religión católica y fue ordenado sacerdote.

En 2003, un periodista italiano que había visitado las cárceles para inmigrantes del régimen de Gadafi, le pidió ayuda para que hablara con un prófugo eritreo y le sirviera de traductor. Mussie le llamó entonces por teléfono a la cárcel libia. "Si necesitas ayuda, llama a este teléfono" -le dijo Mussie al preso.
El preso eritreo no se guardó el número, sino que lo escribió en un muro de la prisión.

Una noche, a las tres de la madrugada, mientras el joven Mussie Zerai dormía en el seminario de Roma, el teléfono le despertó.
Tras unos gritos de desesperación y el rumor de las olas, un compatriota eritreo le imploraba ayuda y le suplicaba que salvara su vida y la del resto de personas que iban a bordo de una barcaza a la deriva en el Mediterráneo.
Mussie localizó el número de la Guardia Costera de la Marina Italiana y así los guardacostas localizaron la patera y condujeron sanos y salvos a los ocupantes hasta la isla de Lampedusa.

Desde entonces el teléfono no ha parado de sonar. Su número de teléfono ha aparecido en paredes de cárceles africanas, en barcazas varadas e incluso en los contenedores en que los traficantes esconden a los prófugos para atravesar el desierto de Sudán.

El sacerdote pronto se vio desbordado de llamadas y entonces creó un centro de atención telefónica llamado Watch the Med (vigila el Mediterráneo). En esa línea telefónica, voluntarios atienden en diferentes lenguas a cientos de refugiados en peligro.
Mussie Zerai también ha creado la agencia Habeshia, una organización sin ánimo de lucro cuyo fin es ayudar a la integración económica, social y cultural de las personas que necesitan protección humanitaria.

Según la Guardia Costera Italiana, las llamadas al sacerdote Mussie han salvado al menos 5.000 personas.

El trabajo de este eritreo le hizo merecedor de una candidatura al Nobel de la Paz.



domingo, 1 de mayo de 2016

Seydou Keïta


Seydou Keïta nació en 1921 en el antiguo Sudán francés, convertido hoy en Malí tras la independencia de 1960.
Cuando el nuevo gobierno lo contrató como fotógrafo oficial, él decidió cerrar el estudio que había montado en el patio de su casa, donde pasó años retratando con luz natural a comerciantes, profesores, políticos y funcionarios de la administración colonial, además de pandillas de amigos, jóvenes parejas de prometidos y mujeres ataviadas con espectaculares túnicas floreadas.






Seydou Keïta fue descubierto en Occidente en la década de 1990. Su primera exposición individual tuvo lugar en 1994 en la Fundación Cartier de París.
Seguidamente vendrían otras muchas exposiciones en museos, galerías y fundaciones de todo el mundo.
Ahora es reconocido como el padre de la fotografía africana y considerado uno de los grandes fotógrafos del siglo XX.






El Grand Palais de París expone ahora 200 imágenes de este autodidacta que iba para carpintero. En ellas saltan a la vista sus encuadres perfectos, pero también su talento para reflejar la personalidad y el estatus social de sus modelos.











Museo de las Civilizaciones Negras


En Dakar, Senegal, está a punto de inaugurarse el Museo de las Civilizaciones Negras, un gran edificio moderno de arte negro africano compuesto de salas de exposiciones, salas de conferencias, oficinas, almacenes, un estudio de diseño y un auditorio. Un proyecto que ha tardado 50 años en realizarse pero que finalmente ha conseguido ser una realidad y una de las más importantes infraestructuras culturales de África.

El Museo de las Civilizaciones Negras será una perspectiva de diálogo entre civilizaciones y permitirá a todo el conjunto de las diásporas de la civilización negra fortalecer su sentido de permanencia al continente africano.

El proyecto del Museo de las Civilizaciones Negras tiene ya 50 años. Fue en el primer Festival Mundial de Artes Negras (Fesman), celebrado en Dakar en 1966 dónde se originó la idea de su creación.
El presidente Senghor lo convirtió en una prioridad en 1974, y después de esta decisión la Unesco empezó a poner en práctica el proyecto que finalmente se interrumpió debido a la falta de financiación.
En el año 2009, China se comprometió a reanudar los trabajos que ya han sido terminados.







miércoles, 20 de abril de 2016

Mauritania y el sector económico

Escudo de Mauritania

Recientemente, ha caído en mis manos un artículo de prensa escrito por Mariano Gambín, Director jurídico de la consultora BMG África, que retrata de la situación actual de Mauritania y de lo aconsejable o no de la inversión extranjera en el país africano.
Me ha resultado muy interesante saber cómo prospera este país norafricano.




Mauritania es un país en plena expansión económica, social y cultural. Lleva ocho años de estabilidad política (en 2008 sufrió un nuevo Golpe de Estado, dos años después del anterior).
El presidente Mohamed Uld Abdelaziz ha logrado aprender de sus antecesores y ha dejado perpetuar la dictadura y la corrupción como modo autóctono de vida. Ha ganado elecciones supervisadas por interventores internacionales y ha logrado que sus fuerzas de seguridad ya no pidan en los controles de carreteras.
Se está destinando el dinero del país a obras públicas, como carreteras, alumbrado, suministro de agua potable y una gran universidad.
Mauritania es el país con mayor riqueza pesquera del mundo y las minas de hierro y oro que posee están entre las mejores a nivel mundial.
Y por fin, hay muy pocos mauritanos o ningún mauritano en las pateras del Mediterráneo.
El motivo es el movimiento económico. Hay dinero en Mauritania y está circulando de mano en mano.
La actividad comercial en Nuakchot (capital del país) y en Nuadibú (segunda ciudad más grande) es intensa y continuada. La capital está creciendo a un ritmo vertiginoso.



Presidente Mohamed Uld Abdelaziz

Buenas noticias pues para Mauritania y el despegue definitivo de la economía africana.



lunes, 18 de abril de 2016

MAKING AFRICA


El Centre de Cultura Contemporània de Barcelona, presenta desde el 23 de marzo al 31 de julio de 2016, una exposición titulada "Making Africa. Un continente de diseño contemporáneo".

La exposición está concebida para arrojar una nueva luz sobre el diseño contemporáneo africano. Para ello, se muestra la obra de más de 120 artistas y diseñadores al mismo tiempo quela exposición ilustra cómo el diseño acompaña e impulsa los cambios económicos y políticos del continente africano.





África se presenta como un centro de experimentación que genera nuevos enfoques y soluciones de relevancia mundial, así como una fuerza impulsora para un nuevo debate sobre el potencial del diseño en el siglo XXI.

En la actualidad, ya hay 650 millones de teléfonos móviles registrados en África, más que en Europa o Estados Unidos. Muchos de estos dispositivos tienen acceso a internet, y se ha creado así una plataforma para la comunicación e intercambio de información. Esto ha permitido el cambio de perspectiva en el que se centra "Making Africa. Un continente de diseño contemporáneo".





La exposición muestra una nueva generación de emprendedores, pensadores y diseñadores africanos o de procedencia africana que se dirigen a una audiencia global y proporcionan al mundo nuevas perspectivas del continente y trabajan en varias disciplinas a la vez y rompen con las definiciones convencionales de diseño, arte, fotografía, arquitectura y cine.











jueves, 7 de abril de 2016

El transporte en Kenia




Fotografías de James Mollison

James Mollison nació en Kenia en 1973 y creció en Inglaterra. Estudió Arte y Diseño en la Universidad de Oxford Brookes y cine y fotografía en la Escuela de Arte y Diseño de Newport.
Más tarde se trasladó a Italia para trabajar en el laboratorio creativo de Benetton.
Desde agosto de 2011, James Mollison ha estado trabajando como editor creativo de la revista Colors.
En 2009 ganó el Premio Odden Vic de la Real Sociedad Fotográfica.

Su obra ha sido ampliamente publicada en todo el mundo, incluyendo The New York Times Magazine, la revista The Guardian, The Paris Review, GQ, New York Magazine y Le Monde.



domingo, 27 de diciembre de 2015

Somalia prohibe la Navidad


Somalia, país situado en el cuerno de África, con un 99% de su población musulmana, ha decidido prohibir este año la Navidad.
El motivo es el temor a Al Shabab, una rama de Al Qaeda que atenta con frecuencia en este país africano.

"Todos los eventos relacionados con estas festividades son contrarias a la cultura islámica y podrían dañar la fe de la comunidad musulmana", declaró el director general del Ministerio de Asuntos Religiosos.




Somalia alberga muy pocos cristianos, apenas unos 1.000 somalíes de una población de ocho millones de habitantes practican el cristianismo.
La catedral católica de estilo gótico que construyeron los italianos a principios del siglo XX en Mogadiscio, símbolo de los católicos del país, fue destruida por los islamistas radicales en 2008.

A pesar de los pocos cristianos que hay en Somalia, el país ha visto cómo un creciente número de somalíes regresan de Europa y Estados Unidos tras la guerra, trayendo a veces con ellos tradiciones extranjeras como la Navidad.

El personal extranjero residente en el país, diplomáticos, cooperantes y soldados están autorizados a celebrar la Navidad en fiestas privadas.



          Interior de la Catedral gótica cristiana en Mogadiscio, destruída


          Exterior de la Catedral gótica cristiana en Mogadiscio, destruída